“El occidente que mató a un millón de personas en Ruanda no puede pedir cuentas a nosotros en Afrin”

Los terroristas están impidiendo la salida de los civiles de la ciudad de Afrin con el fin de usarlos como escudo humano

“El occidente que mató a un millón de personas en Ruanda no puede pedir cuentas a nosotros en Afrin”

El presidente de Turquía, Recep Tayyip Erdogan, se dirigió a los mukhtars durante un encuentro en el Complejo Presidencial en Ankara.

En alusión a la Operación Rama de Olivo en Afrin, Erdogan dijo que “se ha inactivado a 3.444 terroristas hasta el día de hoy”.

“Nos hemos acercado un poquito más a Afrin. Espero que Afrin ceda antes de esta noche. Por supuesto que no es una tarea fácil. No estamos matando a civiles como hace el Occidente. Sólo en Argelia mataron a 5 millones de personas. A otras decenas de miles de personas en Ruanda, Libia e Irak. Primero, que rindan cuentas de estas matanzas. Si Turquía matara a los civiles, Afrin terminaría mucho antes”, subrayó.

Erdogan señaló que los terroristas, que anunciaron que pondrían resistencia en el centro de Afrin, huyeron sin mirar atrás cuando el ejército turco entró en la zona. “Los terroristas están impidiendo la salida de los civiles de la ciudad con el fin de usarlos como escudo humano”.

Los terroristas en Afrin, dijo el presidente, no están actuando en solitario. “Como ven, excavaron túneles en la montaña. ¿Quién los ha hecho? ¿Los terroristas? No solo estos, sino también sus cómplices”.

Al dar la señal de una operación en el norte de Irak después de Siria, Erdogan apuntó que purgarán Manbij, el este del Éufrates hasta la frontera turca con Irak. “El norte de Irak prontó será una devastación para los terroristas. La prioridad es nuestra seguridad”.

El presidente añadió que el 65% del armamento usado por las Fuerzas Armadas en Afrin es de fabricación nacional.


Etiquetas: Siria , Rama de Olivo , Erdogan , Afrin

Noticias relacionadas